Autoshows

BMW i8, el deportivo del futuro

Un deportivo híbrido Plug-in que emplea un pequeño motor de apenas 3 cilindros

BMW i8, el deportivo del futuro

Frankfurt, Alemania. En el marco del Salón de Frankfurt 2013, la firma bávara presenta el segundo modelo en la historia de su incipiente submarca i, el i8, que a diferencia del i3 que es un eléctrico que busca solucionar aspectos de movilidad urbana, se enfoca en entregar un performance deportivo de primer nivel, sin descuidar aspectos de rendimiento y eficiencia.

El i8 monta un pequeño propulsor naftero de 3 cilindros y 1.5 litros montado en posición central transversal que entrega la nada despreciable cifra de 231 CV al eje posterior. Adicionalmente monta un propulsor eléctrico de 131 CV que envía la potencia al eje delantero y que se alimenta de un paquete de baterías de iones de litio que va montado en la parte central del chasis (justo entre los asientos) y que se puede recargar en un tomacorriente común. El i8 ofrece un modo puramente eléctrico con autonomía de hasta 35 kilómetros y una velocidad máxima de 120 km/h.

La potencia combinada de ambos propulsores es de 362 CV que son enviados a las cuatro ruedas de manera coordinada y precisa en aras de exprimir de la mejor manera posible la potencia de cada planta de poder y eficentar al máximo la carga de las baterías.

Al igual que en el i3, este nuevo i8 se vale de los mismos principios de construcción denominados LifeDrive que dividen el vehículo en 2 grupos, el primero denominado Drive que está fabricado completamente en aluminio, donde van montados todos los componentes mecánicos como motores, transmisión, elementos estructurales y de absorción de impacto, mientras que el modulo Life que está fabricado enteramente en fibra de carbono y polímero reforzado (PFRC) es el encargado de resguardar a los ocupantes y va montado justamente encima del módulo Drive. Lo anterior ha permitido a BMW mantener bajo el peso (1.490 kg), así como el centro de gravedad y reparto de pesos (que es del 50:50).

Si bien es cierto se trata de un vehículo deportivo, el i8 también es un auto eficiente y por lo tanto la aerodinámica juega un papel fundamental con un coeficiente de penetración de apenas 0,26.

Otras innovaciones de este deportivo híbrido Plug-in están en su sistema de faros opcionales a base de rayo láser. Sí leíste bien rayo láser, por lo que no se trata de una iluminación común y corriente de halógeno, o una más exclusiva de Xenon, tampoco se trata de la atípica y más costosa a base de LEDs. Esta premiere mundial consiste en la conversión de un haz lumínico generado por pequeñísimos diodos láser ubicados en el interior del vehículo que emiten una luz mil veces más intensa que un LED convencional, sin mencionar que se pueden orientar de manera más precisa y consumen menos de la mitad que los ya de por sí eficientes faros de LEDs.

El interior ha resultado bastante fiel al concept presentado un par de años atrás y podemos ver en el interior una pantalla de 8.8 pulgadas que pareciera estar suspendida en el aire, una consola central de formas dramáticas que alberga comandos como el iDrive, el volante multifunción por su parte también ha sido diseñado específicamente para este nuevo auto.

BMW i8 video oficial de lanzamiento

Rubén Hoyo, enviado recomienda

¿Qué opinás? Contanos